La vida me debe

La vida me debe risas, horas de juego, puestas de sol, días de lluvia, cenas de amigos, copas de vino……la vida me debe.

Me debe, sí, me debe; la vida me debe el tiempo vivido, olvidado, perdido. 

Me debe las grietas ambiguas, los tiempos borrosos, la memoria vacía.

Que puta es la vida.

Que ha jugado conmigo, viviendo mi vida.

He sido su marioneta, un títere sin alma, un pobre muñeco perdido.

Y ha movido los hilos, cortando mis alas, vaciando mi mente, borrando momentos, ilusiones, sueños; convirtiendo mi vida en un espejismo, una pesadilla, un constante delirio.

Los años, los instantes perdidos.

La vida me debe.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *